lunes, 16 de julio de 2012

Hay alternativas a los recortes


Ni una sola medida para crear empleo y una factura de 22.000 millones de euros que pagarán los de siempre tras subir el IVA a partir de septiembre. El gobierno aprobó el pasado viernes un paquete de medidas con el que espera recaudar un total de 65.000 millones de euros en tres años con los que tapar los agujeros del déficit público. Y lo hará a base de recortes que sufrirán los de siempre, especialmente los desempleados, funcionarios y el bolsillo de los ciudadanos.
El ajuste tendrá consecuencias aun sin calibrar en el cierre de empresas y un mayor desempleo ante la falta de medidas de estímulo para la economía real. Las medidas anunciadas por el presidente Rajoy mantienen el guión escrito de salvar a parte de un sistema financiero que ha corrompido la economía mientras se castiga a la economía real y a los ciudadanos.