lunes, 19 de diciembre de 2011

Tiempos difíciles para los de siempre

Dicen que se avecinan tiempos difíciles y que los primeros de la lista serán los de siempre. Advierten que vayamos apretándonos el cinturón porque no hay dinero ni para pagar los medicamentos de nuestros enfermos o la atención que reciben las mujeres maltratadas en un lugar de La Mancha. Apuntan que hemos derrochado lo que no tenemos y ahora toca pagarlo a golpe de tijeretazo, cueste lo que cueste. Bien lo saben pensionistas y funcionarios que durante estos años han sido llamados al sacrificio para cuadrar las cifras de un déficit alimentado por los unos y los otros allá donde gobernaban. Por no hablar de los cinco millones de personas que perdieron su empleo o los casi 20 puntos de pérdida en nuestras rentas respecto a la media europea hasta situarnos como hace seis años en nuestro camino hacia atrás en la convergencia real con nuestros socios europeos. Dicen quienes nos representan en las Cortes que vivimos más y que habrá que trabajar más tiempo para cobrar las mismas pensiones.