viernes, 30 de diciembre de 2011

2012:Un año para la esperanza

Este año será decisivo para el futuro de España. Nos la jugamos y el único camino a seguir es salir de una vez de esta crisis que azota a las familias, que hunde bancos mal gestionados y pone en entredicho como se gasta el dinero publico tras años de dispendio de las administraciones que aumentaron déficits y deudas que pagamos a precio de oro. Este año que comienza debe estar presidido por la austeridad en lo público, de la eficiencia en el gasto, la transparencia, del impulso del empleo y los emprendedores y en la defensa de los derechos y estado del bienestar de los ciudadanos, con especial apoyo a los más desprotegidos.
Es necesario que 2012 sea el año de la ejemplaridad en lo publico estableciendo los criterios de eficiencia y transparencia en el gasto y suprimiendo privilegios de quienes gestionan los recursos de los ciudadanos. Es el caso de los complementos de pensiones que disfrutan diputados y senadores, asi como las retribuciones de determinados consistorios locales y autonomías. Es preciso regular las retribuciones y privilegios que han ido incrementándose a lo largo de años de bonanza y dispendio y asimismo establecer los criterios de responsabilidad derivados de actuaciones que supongan hipotecar el futuro de los ciudadanos.


lunes, 19 de diciembre de 2011

Tiempos difíciles para los de siempre

Dicen que se avecinan tiempos difíciles y que los primeros de la lista serán los de siempre. Advierten que vayamos apretándonos el cinturón porque no hay dinero ni para pagar los medicamentos de nuestros enfermos o la atención que reciben las mujeres maltratadas en un lugar de La Mancha. Apuntan que hemos derrochado lo que no tenemos y ahora toca pagarlo a golpe de tijeretazo, cueste lo que cueste. Bien lo saben pensionistas y funcionarios que durante estos años han sido llamados al sacrificio para cuadrar las cifras de un déficit alimentado por los unos y los otros allá donde gobernaban. Por no hablar de los cinco millones de personas que perdieron su empleo o los casi 20 puntos de pérdida en nuestras rentas respecto a la media europea hasta situarnos como hace seis años en nuestro camino hacia atrás en la convergencia real con nuestros socios europeos. Dicen quienes nos representan en las Cortes que vivimos más y que habrá que trabajar más tiempo para cobrar las mismas pensiones.

miércoles, 14 de diciembre de 2011

EUROPA NECESITA MAS EUROPA
Gonzalo Gayo La UE ha emprendido el camino de la disciplina presupuestaria para salvar al euro. Es sin duda un compromiso necesario para no hipotecar a las futuras generaciones y deberemos hacerlo desde la austeridad, transparencia y eficiencia del gasto de los recursos públicos. Al acuerdo se han sumado 26 estados miembro de los 27 de la UE quedando en la cuneta el Reino Unido tras sus intentos fallidos en dinamitar un acuerdo para mayor gloria de la libra y la city londinense. No lo consiguieron, afortunadamente, y su deslealtad hacia el proyecto europeo tendrá un alto coste para las islas. Europa sabe que su fuerza y su futuro residen en la unidad y en la lealtad a un proyecto común siendo conscientes que los excesos cometidos durante los años de bonanza nos han conducido a hipotecar recursos que ahora pagamos con sangre, sudor y primas. Bien lo sabemos los españoles, con casi cinco millones de desempleados que aun no figuran en la agenda de los mandatarios europeos reunidos en la pasada cumbre y más de 20 millones de ciudadanos europeos sin empleo a los que ni tan siquiera se les ha dedicado unas palabras de aliento.